Que ver en Narbona, la Narbo Martius romana

Después de tres madrugones aprovechamos que no teníamos que coger el coche para levantarnos un poquito más tarde.

El desayuno en el hotel era un poco caro, así que fuimos a una cafetería cercana, el Café de Paris (35 Boulevard Général de Gaulle) dónde desayunamos dos “Café au lait” con dos croissants recién hechos por 5,8€ ¡¡tan recién hechos que tuvimos que esperar a que se enfriasen un poco!!

narbona_croissant

Narbona_Via_DomitiaPasamos por la habitación a recoger todos los bártulos y comenzar nuestro periplo por esta bonita ciudad.

Narbona fue fundada por los romanos hace más de dos mil años con el nombre de Narbo Martius en la Via Domitia, que fue la primera calzada romana en la Galia (conectaba Italia y España). Fue la ciudad romana más importante en la Galia y el antiguo puerto de Narbona es considerado el segundo puerto del Imperio romano en el Mediterráneo noroccidental después de Ostia , el puerto de Roma.

Narbona_tropas_musulmanas

Tropas musulmanas abandonando Narbona

En el s. V Narbona se convirtió en parte del reino visigodo de Tolosa. Los musulmanes la ocuparían en el s. VIII, llamándola Arbûna y convirtiéndola en capital de una de las cinco “provincias” de Al-Ándalus (junto con Córdoba, Toledo, Mérida y Zaragoza). Según la leyenda, Narbona fue conquistada fácilmente a pesar de sus defensas porque los sarracenos llegaron a la ciudad por sorpresa, aprovechando que las puertas de las murallas estaban abiertas porque era tiempo de cosecha.

Sólo cuatro décadas duró la presencia musulmana, tras la cual Narbona se integró dentro del Imperio Carolingio.

Entre el s. IX y XI Narbona se convirtió en un importante centro religioso, intelectual y comercial del sur de Francia, intentando recuperar su importancia de antaño. Durante la Cruzada Albigense, Narbona fue la sede de las fuerzas católicas.

Narbona_sXIX

Narbona en el s. XIX

En el s. XV jugó un papel importante en las guerras entre Francia y España por la posesión de la región del Languedoc, pero la pérdida de su valor estratégico y la Revolución Francesa, que acabó con los privilegios arzobispales, provocó su decadencia.

Ya en el s. XIX Narbona conocería un fuerte desarrollo económico vinculado a la vinicultura, que sólo se redujo durante las dos Guerras Mundiales.

Todavía no eran las 9:00, así que antes de ir a la Oficina de Turismo “saltamos en el tiempo” a la época romana 🙂 . Los restos de la Via Domitia se encuentran en la plaza del Hôtel de Ville (ayuntamiento) y se descubrieron en 1997, cuando la plaza se hizo peatonal.

Podemos ver como destacan los profundos surcos causados por los carros… Para nosotros, el hecho de andar por ella es entrar en contacto con la historia en estado puro, a pesar de que es un paseo más bien corto 🙂

Narbona_02_Via_DomitiaY para conmemorar tan magno acontecimiento ¡¡ploff!! la tarjeta de la videocámara no funciona, ¡¡menos mal que llevábamos otra (de mucha menos capacidad eso sí) de repuesto!!

Office de Tourisme de NarbonneDe la misma plaza sale la Rue Jean Jaurés, dónde se encuentra la Office de Tourisme de Narbonne (31 Rue Jean Jaurès). Allí nos dieron este plano con información de la ciudad. Aprovechamos para preguntar por tiendas de electrónica-fotografía para nuestra pobre tarjeta de memoria, pero no supieron indicarnos un sitio económico para sustituirla.

Tenéis la opción de comprar un Bono de Museos, que incluye los 4 museos de Narbona (de Arte e Historia, el Lapidario, el Arqueológico y el Horreum Romain), el Donjon (torreón) Gilles Aycelin, el Tesoro de la Catedral y la casa natal de Charles Trenet. Para quien no lo sepa, Trenet es el “padre” de la canción francesa moderna, y su canción más conocida, “La mer” ha sido versionada más de 400 veces por cantantes como Julio Iglesias, Robbie Williams o Frank Sinatra, aunque la mayoría la conoceréis con el título “Beyond the sea“.

Narbona_04_PasserelleDetrás hay una pasarela que permite cruzar el Canal de la Robine (catalogado por la UNESCO como Patrimonio Mundial) y desde donde se ve el Pont des Marchands (Puente de los Mercaderes). Lo curioso de este puente es que cuando lo cruzas ¡¡te parece una calle normal!! Antiguamente pasaba por el la Via Domitia y tenía siete arcos, pero ahora sólo se ve uno. Si hubiesen dejado más arcos al descubierto se parecería al Ponte Vecchio de Florencia.

Narbona_04_Pont des Marchands

Narbona_01_Hôtel de VilleRegresamos nuevamente a la Plaza del Ayuntamiento para iniciar nuestras visitas. El Donjon Gilles Aycelin recibe su nombre del arzobispo que lo mando construir en el s. XIII. En lo alto de sus 40 metros encontraréis una terraza superior desde la que observar Narbona. Si el día es claro, podéis ver la costa y hasta los Pirineos… y por eso no subimos, porque había muchas nubes.

El edificio contiguo es el antiguo Palacio Arzobispal dónde está el Hôtel de Ville, el Museo Arqueológico y el Museo de Arte.

Narbona_18Podéis acceder a un patio interior desde el cual se articulan los distintos museos. Desde este patio, se accede también al Claustro de la Catedral (también se puede acceder desde la propia plaza) y a los Jardines del Palacio.

La Catedrale Saint Just et Saint Pasteaur (Catedral de San Justo y San Pastor), tiene su entrada principal por la Rue Armand Gautier y abre todos los días de 9 a 12 y de 14 a 18 horas. Esta catedral se inició en el s. XIII. Proyectada con dimensiones monumentales, para construirla tenían que demoler parte de la muralla romana.. ¡¡menos mal que la obra iba despacio y en el s. XIV todavía no la habían demolido!!, esas mismas murallas protegieron Narbona de los los ataques del Príncipe Negro, y se decidió no ampliar más la catedral dejándola inacabada. Es posible hacerse una idea de las proporciones que tenía proyectadas observando las columnas y restos que se encuentran en la Rue Gustave Fabre.

Narbona_08_Catedral_San_Justo_y_Pastor           Narbona_06_Catedral_San_Justo_y_Pastor         Narbona_07_Catedral_San_Justo_y_Pastor

El interior es majestuoso, y en él podemos encontrar el coro gótico más alto del sur de Francia (41 metros), un gran órgano del s. XVIII y el excepcional retablo de piedra tallada policroma del s. XIV de Nuestra Señora de Belén, con más de 26m2 de esculturas.

Narbona_21_Catedral_San_Justo_y_Pastor

Narbona_22_Catedral_San_Justo_y_Pastor   Narbona_20_Catedral_San_Justo_y_Pastor    Narbona_23_Catedral_San_Justo_y_Pastor

Narbona_09_Catedral_San_Justo_y_PastorEl Claustro gótico del s. XV ofrece unas buenas vistas de la Torre Clocher de Theodard (s. IX), que era campanario de la antigua catedral carolingia de Narbona. Visitarlo te transporta directamente al medievo.

Narbona_08_Jardines_del_ArzobispoLos Jardines del Arzobispo es hoy día un parque al que se puede acceder por una puerta desde el claustro o desde la Rue Gustave Fabre. Desde este parque podemos disfrutar de unas buenas vistas del conjunto monumental.

La construcción del Nuevo Palacio Arzobispal en el XVII y del Hôtel de Ville en el XIX (este último obra del célebre arquitecto Viollet-le-Duc) terminaron de dar forma a este peculiar y excepcional conjunto arquitectónico, con muestras de arquitectura carolingia, románica, gótica y renacentista.

Narbona_03_Rue DroiteTerminamos nuestra visita y nos dirigimos desde la Plaza del Hôtel de Ville a la Rue Droite, calle principal de la ciudad, peatonal y llena de tiendas (eso sí, en ninguna pudimos encontrar sustituto para nuestra tarjeta de memoria). Esta calle era el antiguo Cardo romano de Narbona.

Narbona_10_San_PabloNuestro siguiente destino era la Basilique St. Paul (Basilica de San Pablo, Rue Dupleis et Rue de I´Hôtel Dieu) Abierta de 9 a 12 y de 14 a 18 horas. Para que nos sintiésemos como en casa ¡¡la fachada estaba en obras!!. El edificio actual mezcla el románico y el gótico en su arquitectura. La primitiva basílica (s. IV) se construyó sobre la tumba del primer obispo de Narbona, pero fue destruida por un incendio en el s. V. Posteriormente se construiría un monasterio y después de diversas reconstrucciones, en el s. XIII se le empezaría a dar la forma actual. Alrededor se crearía un núcleo habitado llamado Bourg Saint Paul, que contaba con su propia muralla al estar extramuros de Narbona.

Narbona_12_San_Pablo_ranaEn el interior llama la atención la rana de la pila bautismal, sobre la que versan varias leyendas, aunque la más difundida dado el gran realismo de la escultura es esta:

Durante el canto litúrgico una rana no hacía nada más que croar, perturbando el oficio, por lo que el mismo Pablo de Narbona la castigó petrificándola.

Igualmente notable es el capitel gótico del Juicio Final

Narbona_12_San_Pablo

Narbona_13_San_PabloLa cripta paleocristiana donde está enterrado San Pablo de Narbona aún es visible, con pavimentos y mosaicos de los s. II y III. Nosotros nos encontramos la cripta abierta de par en par y un amable señor que salió de la misma nos invitó a pasar y ver como desarrollaba su trabajo de arqueólogo ¡¡fue muy interesante!! Según nos dijo todavía no han identificado la tumba del obispo, y es que tienen trabajo para años.

Siguiendo nuestro periplo por la Rue de l’Hôtel Dieu pasamos por la Antigua Iglesia de los Agustinos, que hace las veces de capilla del Centro Hospitalario de Narbona, pero estaba cerrada hasta las 14:00.

Narbona_14_Casa_Tres_NodrizasSiguiendo la calle llegamos a la Maison des Trois Nourrices (Casa de las Tres Niñeras), de estilo renacentista (s. XVI). Recibe este nombre por las cariátides de la ventana de la fachada sur (aunque en realidad son cinco) y en referencia a la cercana y ahora desparecida Casa de los Tres Reyes.

Narbona_14_Museo_LapidarioUn poco más adelante, giramos por Rue des Tanneurs y fuimos a dar a la Eglise Notre-Damme de la Mourguié (La Iglesias de Nuestra Señora de Lamourguier, en Place Lamourguier). Esta iglesia alberga el Museo Lapidario, con más de 1.700 obras funerarias galo-romanas. Nosotros no entramos, porque no nos atraía la temática, y puestos a ver restos romanos, nos atraía más el Horreum.

Narbona_15_HallesJusto en frente de la iglesia está nuestra siguiente parada, Les Halles (el Mercado de Abastos, 1, boulevard du docteur Ferroulu, abre de 7 a 13 horas). Es un bello edificio modernista que alberga todo tipo de tiendas de alimentación: panaderos, pasteleros, carniceros… bares y bodegas. Es un lugar ideal para comer BBB (Bueno, Bonito y Barato).

Narbona_16_HallesPor 5 € cogimos una pizza mediana hecha en el momento en un local situado en el pasillo principal y, aprovechando que en ese momento salía el sol, nos la comimos en el Paseo Mirabeau con vistas al Canal de la Robine y a las torres de la Catedral.

Narbona_24_Canal_Robine

Con el estomago lleno hicimos unas cuantas fotos y cruzamos la Pasarela des Barques (barcos en occitano) observando el muelle central del puerto fluvial de Narbona y nos acercamos al Pont de la Libertè para poder divisar el Quai Victor Hugo.

Narbona_26_Quai_Victor_Hugo

De allí nos dirigimos nuevamente a la Plaza del Hôtel de Ville para “decirle” a la Via Domitia que íbamos a visitar a su compañero el Horreum romain.

Narbona_33_Horreum          Narbona_27_Horreum

El Horreum (7, Rue Rouget de Lisle) son los antiguos almacenes públicos de la Narbona romana (s. I a.C.), y es el más grande y mejor conservado junto con el de Ostia Antica en Roma. Sin embargo, este tiene la particularidad de encontrarse a cinco metros por debajo del nivel del suelo.

Narbona_29_Horreum          Narbona_28_Horreum

El Horreum se compone de varias galerías con pequeñas aperturas que dan a diversas salas. Estas salas estaban numeradas y contenían las ánforas para almacenar los distintos alimentos. En algunas zonas de las galerías existen oquedades para garantizar la ventilación.

Narbona_30_Horreum                    Narbona_31_Horreum

Narbona_32_2_Horreum

Durante la visita, iréis escuchando locuciones en latín para crear una atmósfera apropiada. Sin duda recomendamos esta visita a todo el mundo. A la entrada nos dieron este folleto (en inglés).

Narbona_26_Narbona Romana

Aquí podéis ver un plano de Narbo Martius superpuesto a la Narbona actual

Cuando salimos seguimos en la época romana visitando la Place du Forum (Plaza del Foro) que ocupa parcialmente parte del Foro Romano y en la Edad Media se usó como mercado. En el centro hay una réplica de la fuente que estaba en este lugar en el s. XVII.

Narbona_34_ForumEn esta plaza termina la Rue Droite, que tiene un arco coronado por la loba capitolina amamantando a Rómulo y Remo.

Aprovechamos a acercarnos a ver la Eglise St-Sebastian (Iglesia de San Sebastian, entrada por rue imp. Beaurepaire) patrón de la ciudad y cuyas piedras proceden del Capitolio Romano, pero sólo pudimos admirar el exterior porque estaba cerrada. La iglesia es de estilo gótico flamígero.

Como eran las tres y ya habíamos visto prácticamente todo lo que nos interesaba, cogimos el coche para poner rumbo a Minerve.

Compartir es maravilloso...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print