Museo Taller del Moro, un tesoro mudéjar de Toledo

La ciudad de Toledo está tan repleta de maravillas, leyendas y Patrimonio que ni en una semana serás capaz de verlo todo. Además, hay pequeñas joyas escondidas, cómo el Taller del Moro, que originalmente no era un taller y tampoco perteneció a ningún «moro» 😂. Los restos de este palacio medieval toledano se han reconvertido en el Museo Taller del Moro, dónde se puede admirar su fina arquitectura mudéjar del s. XIV. ¿Nos acompañas?

Museo Taller del Moro, un tesoro mudéjar de Toledo

Los palacios medievales

El concepto de palacio en el medievo no se refería a un tipo de construcción con todas sus estancias. En su Libro de las Leyes, conocido también con el nombre de Siete Partidas, Alfonso X el Sabio explica que el palacio es el salón principal de una residencia nobiliaria. Normalmente, este salón estaba reservado para recepciones y celebraciones. Por eso, solía ser una estancia ricamente decorada, pensada para impresionar a los invitados y mostrar el poder del señor de la casa.

Códice rico de las Cántigas de Santa María

Miniatura que representa a Alfonso X ‘El Sabio’ en el Códice rico de las Cántigas de Santa maría, s. XIII

«La Infante se vino luego con muchas dueñas y doncellas para y donde estaba el Rey, mucho noblemente vestida ella e todas las otras que con ella venían. E traía una guirnalda en la cabeça llena de robís e de esmeraldas, que todo el palaçio alunbrava»

Libro del cavallero Zifar, autor anónimo, escrito en la misma época en la que se construyó el Taller del Moro

Con el paso del tiempo, las residencias palaciegas empezaron a denominarse palacios, siendo conocidas con ese nombre en nuestros días. El llamado Taller del Moro es el palacio, o las salas principales, de una residencia palaciega toledana del s. XIV. Para hacerse una idea de las dimensiones que tuvo toda la vivienda, te dejamos un mapa realizado en el s. XVIII dónde aparece resaltado en rojo la zona ocupada por el Museo del Taller del Moro.

Pinceladas de historia del Taller del Moro

Con ese nombre seguro que imaginas a un artesano mudéjar trabajando afanosamente en esas salas que constituirían su taller y su vivienda. Nada más lejos de la realidad, porque el Taller del Moro era parte de una casa solariega de los descendientes de un antiguo linaje mozárabe toledano.

yesería mudéjar

Los Palacios de Al-Ándalus

En la fabulosa ciudad de Medina Azahara, construida en el s. X, ya encontramos grandes salones de planta rectangular con una puerta abierta a un patio y alcobas en los extremos. Este modelo arquitectónico también se encuentra en numerosos palacios posteriores, cómo la Aljafería de Zaragoza o la Alhambra de Granada.

Los Palacios de Toledo

Durante el s. XIV en Toledo se construyeron varias residencias palaciegas siguiendo este mismo esquema. Por desgracia, con el paso del tiempo muchas de ellas, como la Casa de Mesa o el Convento de Santa Isabel de los Reyes, han sufrido muchas transformaciones. Sin embargo, en sus casi siete siglos de historia el Taller del Moro apenas ha visto alterada su estructura.

armadura de sala lateral en el Museo del Taller del Moro

De residencia palaciega a museo

Por las representaciones heráldicas se cree que su construcción fue encargada por el Primer Señor de Villaverde, Lope González Palomeque. Pronto se transformó en un convento de monjas, bajo la advocación de Santa Eufemia. En el s. XV el Gran Cardenal Mendoza mandó construir una bella portada gótica en «el Taller», cómo empezó a conocérsele a partir de entonces. Por desgracia, de la misma sólo se conservan vestigios.

En el s. XVIII sirvió como almacén y taller de cantería de la Catedral de Toledo, y por su decoración era llamado Casa del Moro. A mediados del s. XIX se acondicionó cómo salón de baile, bajo el nombre El Jardín Elíseo.

dibujo del taller del moro en el s. XIX

Dibujo realizado por Genaro Pérez de Villa-Amil para la obra «España artística y monumental, vistas y descripción de los sitios y monumentos más notables de España» (1842)

En épocas posteriores el edificio del Taller del Moro fue muy maltratado al ser reconvertido en una fábrica de cerillas. Desde 1931 fue utilizado como almacén de sacos de harina, hasta su declaración cómo Monumento Histórico-Artístico y restauración en los años 60. En esa época fue abierto al público con el nombre de Museo de las Artes constructivas y decorativas tradicionales.

En el s. XXI, cerró este antiguo museo y se acometió un ambicioso proyecto de restauración y conservación. Estas actuaciones culminaron quince años después con la apertura del Museo del Taller del Moro tal cómo puede visitarse hoy día.

El Interior del Museo del Taller del Moro

Durante los trabajos arqueológicos en el Taller del Moro, se encontraron restos de muros de época romana e incluso una calle de origen musulmán. Estos restos no son visitables, aunque existió un proyecto para ponerlos en valor. Ya al nivel del suelo, tenemos tres salas que miden un total de 180 metros cuadrados. Además de poder admirar su decoración y arquitectura, también encontrarás una selección de piezas que buscan ayudar a la interpretación del edificio y su contexto histórico. En todas las salas hay numerosos carteles explicativos.

Piezas de armadura expuestas en museo del taller del moro

Elementos decorativos y arquitectónicos

Esta parte de la antigua residencia palaciega tiene tres estancias siguiendo el modelo andalusí de gran salón rectangular flanqueado por dos alcobas. Todas las estancias poseen cubiertas de madera ricamente decoradas. Además, se conserva gran parte de la decoración de yeserías policromadas.

Las yeserías del Museo del Taller del Moro

Si hay algo característico del arte mudéjar además del ladrillo son las yeserías. Supuestamente fueron musulmanes de origen oriental, probablemente de Irán, quienes introdujeron el yeso en la Península. Poco a poco, las delicadas obras en yeso de los alarifes musulmanes se introdujeron en los territorios cristianos. La ornamentación en yeso suele ser muy rica y abundante, mostrando un «miedo» al espacio vacío cómo en el barroco.

Los temas principales de las yeserías del taller del moro son geométricos y vegetales. En ciertas zonas, también se pueden encontrar inscripciones en árabe y símbolos heráldicos.

yeserías del Taller del Moro

La cerámica del Museo del Taller del Moro

El uso de la cerámica en la decoración tanto en interior como exterior es habitual en el arte mudéjar. Se cree que el Taller del Moro tuvo un hermoso zócalo de cerámica, al igual que un solado del mismo material, pero hoy día nada se conserva.

La carpintería del Museo del Taller del Moro

La madera de los techos constituye un elemento representativo del arte mudéjar. Entre los tipos de cubierta de madera existentes en la época medieval en España, una de las más antiguas es la de armadura. De hecho, la «carpintería de armar» española tiene un origen preislámico. Sin embargo, los ejemplos más finos de armadura, con decoración geométrica y con estrellas se crearon por artistas mudéjares.

La armadura del salón central del Museo del Taller del Moro es de las llamadas de par y nudillo. Para explicar a que nos referimos debemos hablar de la armadura de par e hilera, un tipo de armadura a dos aguas de perfil triangular. Está formada por parejas de vigas, llamadas pares, que forman la pendiente de la cubierta y que se disponen de manera oblicua hasta unos maderos transversales. El tipo de armadura de par y nudillo es exclusiva del arte mudéjar y es una armadura de par e hilera con travesaños horizontales, llamados nudillos, que traban las parejas de pares para impedir que se curven.

armadura de madera del Taller del Moro

Esta magnífica armadura del salón central del Taller está formada por cinco «pares». probablemente te entre tortícolis si la admiras durante demasiado tiempo 😂

Las alcobas laterales también presentan armaduras, aunque con otra tipología. La más destacada es la de la sala oeste, del tipo conocido como de limas moamares. En este tipo de armadura, cada arista está soportada por dos maderos con calle intermedia.

La exposición del Museo del Taller del Moro

Entre las piezas expuestas encontramos restos de maderas y aleros que nos permiten admirar mejor el trabajo de las armaduras sin necesidad de dejarnos el cuello en el intento. También se incluyen tinajas de barro realizadas en el s. XV por talleres toledanos y la que es para nosotros la pieza más bonita, un brocal de aljibe cerámico del s. XIV. Esta hermosa pieza realizada en barro vidriado en verde pertenecía a una vivienda toledana de la Cuesta del Can. Estuvo en su día en el Museo de la Santa Cruz de Toledo, y nosotros lo vimos en la exposición de cerámica ATEMPORA realizada en Talavera de la Reina.

brocal de aljibe cerámico del s. XIV

Cómo llegar al Museo del Taller del Moro

El museo se encuentra en la Calle Taller del Moro, 3, en pleno barrio de la judería de Toledo. El acceso se realiza por una verja de la que salen una rampa y unas escaleras que llevan a la taquilla y a la entrada principal del Museo. Es bastante incomprensible que el acceso se realice por lo que en su día fue la trasera del edificio. Sería más apropiado entrar a la que fuera la sala de honor más granadina de Toledo por el acceso histórico a través del patio.

antiguo acceso principal al Taller del Moro

Esta puerta es la que da acceso al Taller del Moro desde el patio

Un lugar cercano e interesante es el Palacio de Fuensalida, situado en la misma manzana. Actualmente es la sede de la Junta de Comunidades de Castilla la Mancha y su visita es muy interesante. Podrás ver un patio central de estilo mudéjar y restos de yeserías. Además, hay una escalera con un artesonado plateresco del s. XVI que comunica este edificio con los jardines del Museo del Taller del Moro. Se puede reservar una visita guiada gratuita para grupos entre 15 y 50 personas con una duración de algo más de media hora en el siguiente enlace. También se puede solicitar una visita en el correo visitas.palacio.fuensalida@jccm.es.

A tiro de piedra del Taller del Moro se encuentran la Iglesia de El Salvador, que antiguamente fue una mezquita, la Iglesia de Santo Tomé o el Museo de El Greco Muy cerca tienes muchos puntos de interés de la judería, cómo la Casa del Judío o la Sinagoga del Tránsito.

Sinagoga del Tránsito en estilo mudéjar

La cercana Sinagoga del Tránsito también es una joya del arte 

mudéjar

Horarios y precios del Museo del Taller del Moro

El horario es de martes a sábado de 9:45 a 14:00 y de 16:00 a 18:30. Los domingos abre de 10:00 a 14:00. Cierra los lunes y los días 1, 6 y 23 de enero, el 1 de mayo y el 24, 25 y 31 de diciembre.

La entrada general cuesta 2 €. Las visitas concertadas de grupos y los titulares de carnet joven pagan 1 €. La entrada es gratuita los miércoles por la tarde, los domingos y en todo caso para pensionistas, desempleados, menores de 16 años, guías oficiales de turismo, discapacitados y familias numerosas. Para poder ver el Museo del Taller del Moro emplearás unos 20 minutos, aunque nosotros estuvimos más de media hora 😂.

Ya sabes todo lo necesario para visitar el Museo del Taller del Moro en Toledo. ¿A qué esperas para conocer esta joya escondida? ¡¡Hasta pronto!!

mapaymochila en el Museo del Taller del Moro

Organiza tu viaje a Toledo

🛌 Reserva tu alojamiento en Toledo

🛡️ Viaja tranquilo con un seguro de viaje con cobertura COVID-19

🎭 Descubre todas las visitas y escursiones que puedes hacer en Toledo con cancelación gratuita hasta 24 horas antes

Los enlaces anteriores son enlaces de afiliados. Esto significa que si reservas un alojamiento, actividad, seguro de viaje o vehículo siguiendo el enlace a ti no te costará más, pero nosotros recibiremos una ayuda para poder seguir viajando 😊.

Compartir es maravilloso...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la Política de Privacidad.

Información sobre protección de datos

  • Responsable: mapaymochila blog de viajes
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: mapaymochila@gmail.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.