Albufera de Valencia, dónde nace el arroz

🎶“Valencia, es la tierra de las flores, de la luz y del arroz”🎶. Vale, el final es una licencia artística 😂, pero es una verdad como un templo. Muy cerca de la ciudad que perdió un río se encuentra una laguna ganada al mar. En la Albufera de Valencia es dónde nace el arroz. Acompáñanos a descubrirla.

Albufera de Valencia

¿Qué es una albufera?

La palabra albufera proviene del árabe hispánico albuḥáyra, y significa “mar pequeño”. Una albufera es una laguna litoral de agua salobre separada del mar por una lengua de tierra. Y eso precisamente es la Albufera de Valencia, una gran extensión de agua de 24 Km2 rodeado por 200 Km2 de arrozales. Pero esta albufera tiene una peculiaridad, sus aguas son dulces, no saladas.

Los romanos la llamaban “lago de nácar” (Nacarum Stagnum) y los árabes en sus poemas  “espejo del sol”. Después de visitarla, entendemos perfectamente que le diesen estos bellos nombres. Y sí, hace tiempo su agua fue salada, pues el gran viajero griego Estrabón la definió como un “lago marítimo”. Pero ¿cómo se ha formado? ¿Por qué la Albufera tiene agua dulce y no salada? y ¿qué tiene que ver con el arroz?

el "espejo del sol"

Formación de la Albufera de Valencia

El origen de la Albufera

Hace 10.000 años toda esta zona era un golfo marino. Con el paso del tiempo, los aportes sedimentarios de los ríos Turia y Jucar fueron dando forma a la laguna. Este proceso lento y natural duró 4.000 años. Durante ese tiempo, los ríos fueron depositando materiales en la desembocadura del mar Mediterráneo, y las corrientes de este los arrastraban al interior, formando una barrera natural arenosa llamada restinga.

El origen del agua dulce de la Albufera

En la época de Estrabón hace más de dos milenios la laguna ya estaba completamente formada, y tenía una superficie de unos 300 Km2. Pero sería la mano del hombre la que transformaría la Albufera valenciana en lo que es hoy día.

Plan Topográfico de la Albufera de Valencia de 1761

Plan Topográfico de la Albufera de Valencia de 1761, Museo Naval de Madrid

Según se cree, fueron los bizantinos quienes introdujeron el cultivo del arroz en la zona de Levante en el s. VII. Posteriormente, serían los musulmanes quienes extenderían su consumo en el s. VIII. Este cereal es de origen asiático, y allí es habitual cultivarlo en terrazas. Para cultivar el arroz, los árabes realizaron enormes trabajos de acondicionamiento en la zona. Su red de acequias y canales hoy día todavía sigue en uso.

Primero desviaron aguas del río Turia y Júcar hacia la albufera. Este aporte de agua dulce a través de acequias, barrancos y mediante acuíferos subterráneos terminó por saturar de agua dulce la laguna. Además, se acondicionaron una serie de canales (o golas en valenciano) con compuertas para expulsar el excedente de agua salada al mar e impedir su retorno a la albufera.

Gola El Pujol

Gola El Pujol, abierta a mediados del s. XX

Una vez obtenida una gran masa de agua dulce, sólo queda desecarla y así habilitar zonas para el cultivo que podían inundarse fácilmente. Así, este área dedicada fundamentalmente a la pesca se transformó en un terreno centrado en la agricultura.

El cultivo del arroz en la Albufera de Valencia

Este cereal es el cultivo más importante para la agricultura de la Albufera. Tradicionalmente el cultivo de arroz duraba un año completo. En noviembre se inundaban las tierras de cultivo y en febrero se vaciaban. Entonces se araba el terreno mezclando la paja del arroz del año anterior con el barro a modo de fertilizante. Preparada la tierra, a finales de abril se procedía a la siembra lanzando las semillas de forma uniforme sobre el campo.

siembra tradicional del arroz en la Albufera

Cuando el tallo del arroz supera los 30 cm. ya en mayo, se trasplanta a los arrozales. El calor primaveral hace que el arroz crezca muy rápidamente. A mediados de agosto se empiezan a secar los tallos y en septiembre comienza la siega. Después se realiza la trilla, separando el grano de la espiga, y se pone el arroz a secar.

siega del arroz en la Albufera

Por último, se retira la cáscara del grano de arroz. Este grano, de color pardo es lo que conocemos como arroz integral. La primera capa que lo recubre tiene muchas vitaminas y almidón. Si se retira, obtenemos el grano de arroz blanco que todos conocemos.

La tecnología y la mecanización han aliviado la carga que suponen muchos de estos trabajos. También se utilizan variedades de semillas más productivas y mejores abonos. Por eso, actualmente el arroz se siembra en mayo directamente en el arrozal. Aun así, en esencia, el cultivo del arroz en la Albufera se sigue realizando igual que en la época de los árabes.

Parque Natural de la Albufera

Hace más de 30 años la Comunidad Valenciana declaró la Albufera Parque Natural. El objetivo era proteger la flora y fauna de la zona. También es una Zona de Especial Protección de Aves (ZEPA) y está incluida en la Lista de Humedales de Importancia Internacional RAMSAR. Por ese motivo, la Albufera de Valencia está considerado uno de los humedales más importantes de Europa.

zona ZEPA

El Parque Natural de la Albufera ocupa un total de 21.000 hectáreas. Esta extensión se divide en tres ecosistemas. El más grande, alcanzando el 75% de la superficie total, es el marjal, el terreno ganado a la laguna para el cultivo del arroz. Le sigue la laguna, cuya superficie varía entre el 10 y el 15% del total. El último, pero no menos importante, es la restinga que actualmente está cubierta por un bosque mediterráneo y se denomina Dehesa del Saler.

Como no puede ser de otra forma, os dejamos este mapa del Parc Natural de l’Albufera, para que podáis haceros una idea de su extensión y de las distintas zonas que lo componen.

mapaymochila en la laguna de la Albufera

Quizás la zona más conocida del Parque Natural es la laguna

Características de la Albufera

Antiguamente la laguna tenía una profundidad desigual y alcanzaba hasta 7 metros en algunas zonas. Además, sus aguas eran puras y cristalinas y los lugareños las bebían de forma regular. Pero durante décadas la materia orgánica de origen natural y los vertidos incontrolados de aguas fecales fueron colmatando la laguna. Actualmente la zona más profunda no llega a metro y medio, y sus aguas se han tornado de un color verde, no por la suciedad, sino por la presencia de algas microscópicas.

agua verde de la Albufera de Valencia

Ya en los años 60 se tomaron medidas para evitar la contaminación de la Albufera. Sin embargo, nos queda un largo camino por recorrer en el turismo responsable. En 2016 y 2018 sin ir más lejos, la saturación turística y los atascos provocados por las “famosas” toallitas higiénicas provocaron vertidos incontrolados de aguas residuales. Hay numerosos planes que contemplan la mejor depuración de las aguas, el control de las prácticas agrarias no respetuosas con el medio ambiente y el incremento de los aportes hídricos naturales. Esperemos que se siga avanzando en esta línea para garantizar la existencia de este importante humedal en el futuro.

El Palmar

Aunque no lo parezca, El Palmar es una isla situada en medio de La Albufera. Esta pedanía de la ciudad de Valencia está rodeada por cultivos de arroz y canales por los que circulan los pescadores. Tiene su encanto, pero ten en cuenta que esto es Valencia, no Venecia 😜.

barcas en el Palmar

Un lugar ideal para pasear y degustar una auténtica paella valenciana y que fue la inspiración de la novela Cañas y Barro de Vicente Blasco Ibañez, considerada una de las mejores novelas españolas del s. XX.

La fauna de la Albufera

En el entorno de la laguna existe una gran diversidad de animales. Aquí podemos encontrar dos de las tres especies de peces de aleta radial endémicas de la Península Ibérica, el fartet y el samarugo, en peligro de extinción. También hay lubinas, anguilas y llisas, que los ribereños han pescado desde tiempos ancestrales.

pesca tradicional en la Albufera

fotos antiguas de pesca tradicional en la Albufera y un cuadro con las “Senyals de redolí” o símbolos de los pescadores de la zona utilizados desde el s. XIV.

Para capturar la escurridiza anguila se utiliza la almadraba, un arte de pesca tradicional que consiste en situar “trampas” que van conduciendo a los peces a una zona sin salida, desde dónde se extraen.

pesca tradicional con almadraba

Además, el Parque Natural de la Albufera tiene una extraordinaria riqueza avícola. Varios tipos de garzas y patos pueden verse sin dificultad en todo el parque, y la población de aves también incluye cigüeñas y gaviotas. Además, el cambio climático ha traído nuevos “vecinos” a la Albufera, una especie de ibis llamada morito común (o pico tort en valenciano) y el flamenco.

aves en la Albufera

España es zona de paso de migraciones, pero como en la Albufera estas especies encuentran buen clima y alimento, se están estableciendo en ella. Los mejores meses para observar aves son de mayo a julio y de noviembre a enero.

Actividades en la Albufera

El dominguero madrileño se va a la sierra, el dominguero valenciano a la Albufera 😂. Bellos paisajes, puestas de sol maravillosas, paseos en barca, alquiler de bicis, senderismo. Todas estas actividades y muchas más se pueden desarrollar en el Parque Natural. Así que, ¿a qué esperas para pasar un día en la Albufera de Valencia?.

atasco un domingo para ir a la Albufera

Eso sí, intenta no ir un domingo. Si lo haces, mejor madrugar 😜

Recomendamos ir primero al Centro de Interpretación Racó de l’Olla. Está situado en el corazón el Parque Natural entre la Dehesa del Saler y la laguna de la Albufera. Además de una zona de aparcamiento y un área recreativa, allí recibirás mucha información de las actividades en la zona. Aquí encontrarás también una torre de observación e incluso una especie de “Albufera en miniatura” con especies representativas de todo el Parque Natural.

Paseos en barca por la laguna de la Albufera

“Cerca sonaba la perezosa canción de unos barqueros. Perchaban sobre el agua poblada de susurros, sin sospechar que a corta distancia, en la calma de la noche, arrullado por el gorjeo de los pájaros del lago, el Amor, soberano del mundo, se mecía sobre unas tablas”. Vicente Blasco Ibañez. Cañas y Barro

albuferencs en la Albufera de Valencia (1888)

Todo un clásico cuando se visita la Albufera. Estas embarcaciones tradicionales de poco calado, llamadas albuferencs, permitían navegar sin hacer ruido. Para ello se propulsaban mediante un bastón de madera de más de tres metros de largo, llamado percha. Estas barcas también tienen una vela triangular, denominada “vela latina”, para aprovechar el viento.

barca de vela latina en la Albufera de Valencia

Como no soplaba el viento, no pudimos ver ninguna vela extendida

El recorrido suele durar 40 minutos y el precio es unos 4-5 € por adulto. Es más caro si contratas una barca privada o sí incluyes más actividades. En algunas barcas incluso puedes comer a bordo 😋. Hay también barcas a motor, pero no tienen tanto encanto.

Nosotros hicimos el paseo en barca con Albufera Parc, certificada con la marca Parcs Naturals. Este sello garantiza las buenas prácticas ambientales y su compromiso con la divulgación de los valores naturales y patrimoniales de la Albufera. Antes de embarcar, Nuestro “perchador” Robert nos dio una explicación magistral sobre los orígenes de la Albufera y de la importancia que tienen sus recursos pesqueros y agrícolas.

Luego nos encaminamos hacia la barca, observando fotografías antiguas de la Albufera y de la siembra tradicional. En la barca hay prismáticos y libros sobre aves, aunque Robert es un experto y nos va identificando todas las que vemos. Todo un enamorado de la Albufera y de su modo de vida tradicional, durante el paseo nos desgranó más información sobre el Parque Natural y sobre la relación del hombre con el entorno.

modo de vida tradicional en la Albufera

Visitar una barraca

Una barraca es una vivienda tradicional valenciana de labradores. Se suele ubicar cerca de las huertas y se encuentra por toda la Comunidad Autónoma. Esta construcción fue inmortalizada por Blasco Ibañez en su novela, La barraca, que al igual que Cañas y Barro, fue convertida en serie de televisión a finales de los años 70.

barraca en la Albufera de Valencia

La barraca de Amparo, una bella barraca totalmente restaurada

En la Albufera se da la peculiaridad de que podemos encontrar los dos tipos de barracas existentes, la barraca de huerta y la barraca de pescadores, esta última casi desaparecida. Suelen estar echas con cañas y barro (adobe), materiales muy abundantes en los alrededores.

Tienen planta rectangular de unos 40 metros cuadrados y cubiertas con una gran pendiente para desaguar las precipitaciones, escasas pero torrenciales. Normalmente tienen una puerta al norte y otra al sur, unidas por un pasillo que recorre la barraca de punta a punta. Este pasillo hace las veces de cocina, comedor y almacén. Normalmente tenían tres dormitorios y al piso superior se accedía por una escalera de mano.

barraca en el Palmar

En el Palmar, las barracas tradicionales conviven con edificios modernos

Rutas senderistas

Hay seis rutas señalizadas que recorren la Albufera. Ninguna de ellas es circular. La más larga dura menos de 2 horas. Si visitas la Albufera con niños o no quieres andar tanto tienes rutas de poco más de 20 minutos.

Te dejamos este mapa de los itinerarios por la Devesa de l’Albufera para que puedas ver por dónde discurre cada una.

Comer una paella en la Albufera

La Albufera fue uno de los primeros sitios de Europa dónde se cultivó arroz, y hoy día supone el 15% de la producción total en España. Normal que aquí surgiese el plato español más universal, la paella valenciana. Por eso, una de las actividades más extendidas en la Albufera es comer una paella 😋.

comer una paella en la Albufera de Valencia

Hace casi 40 años la familia Roig fundó “el callejón del Bon Aire”, actualmente regentada por Rosa Mª, hija del fundador, y su marido, el chef Raúl Magraner. Su buen hacer en los fogones les hizo merecedores del premio #mejorpaelladelmundo2018 🥘. En el Restaurante Bon Aire degustamos platos tradicionales valencianos como el Esgarraet de llisa, el All i pebre de anguila y la Anguila frita. Seguro que te preguntas ¿y qué pasó con las alergias de Jose 😉? Pues que lo solucionaron magistralmente y pudo disfrutar de lo lindo de su buen hacer en los fogones. Y para rematar una paella espectacular. Sin duda el título de Mejor Paella del Mundo es más que merecido 😋.

dónde comer en la Albufera de Valencia

De izquierda a derecha y de arriba abajo tienes el Esgarraet, la anguila frita y el All i pebre. El último plato es el “menú infantil” de José 😂

Gracias por vuestra hospitalidad y por invitarnos al restaurante que es vuestra casa. ¡¡Estamos deseando volver, y no sólo por vuestra magnífica cocina!!

Cómo llegar a la Albufera de Valencia

Desde Valencia hasta la Albufera hay unos 15 Km. La Autopista del Saler (CV-500) atraviesa el Parque Natural de norte a sur. Si vas en bicicleta, en una hora aproximadamente estarás en la Albufera.

como llegar a la Albufera de ValenciaEn autobús tenemos una ruta del Bus Turistic que nos lleva hasta La Albufera, aunque la forma de transporte más económica a la Albufera es la línea 25 de EMT Valencia. Este autobús tiene varios destinos. Un ramal lleva a El Palmar y otro a otra pedanía de la Albufera, El Perellonet. En ambos casos tarda unos tres cuartos de hora y cuesta 1,50 € por trayecto. Además, podrás llevar tu bicicleta y así utilizarla para pasear por la Albufera.

Gracias a Turismo de Valencia por enseñarnos la Albufera de Valencia y poder disfrutar de esta magnífica experiencia. ¡¡Hasta pronto!!

Ganadores del concurso World Paella Day en la Albufera

Gracias también a nuestros compañeros de los blogs Divinos Sabores y Recuerdos de mi mochila por un fin de semana tan divertido

Compartir es maravilloso...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print